¡Olvídate a los 40 del cabello corto! Rejuvenece tu imagen con un buen corte de cabello

El corte de pelo que llevas es determinante para tu imagen ya que puede quitarte o sacarte años de encima.



La juventud no es solamente una cuestión de apariencia, si llevas una vida activa, sociable y alegre, el paso del tiempo no pesará tanto sobre tus hombros. Pero si además optas por un look fresco y jovial, aumentarás tu autoestima y eso te ayudará a sentirte mucho más vital y renovada.

La llegada de los cuarenta años marca la vida de las mujeres porque es el inicio de una etapa más madura, en la que se sienten más seguras de si mismas. Y para adecuar la apariencia y enfrentar con mucho estilo esta época tan intensa y extraordinaria, un buen corte de cabello puede hacer la diferencia.

Abandona esa idea de que las mujeres no pueden llevar el pelo largo luego de los 40 y déjalo crecer para obtener movimiento y un estilo casual. Verás que así disimulas mejor las marcas, imperfecciones y arrugas de la piel.

Rebaja los costados a la altura del mentón para enmarcar el rostro. Una buena idea es eliminar el flequillo y la raya al medio; de esta manera, tendrás una caída mucho más natural y ampliarás el tamaño de tus ojos.

Ten en cuenta que debes mantenerlo apenas unos centímetros por debajo de los hombros ya que con la edad el pelo tiende a secarse y no puedes dejarlo tanto tiempo sin cortar.

Además, considera que es un corte ideal para el pelo llovido o con ondas grandes y poco recomendable para el rizado, dado que si a este no se lo corta regularmente, tiende a provocar frizz. Tampoco favorece a los rostros alargados.

Di sí a las ondas y no al lacio extremo

Los cortes rectos y sumamente lacios suelen ser los más elegidos porque son prolijos y fáciles de peinar, pero no ayudan a rejuvenecerte. Con el paso del tiempo, algunos rasgos de la cara se vuelven más pronunciados y aparecen líneas de expresión en la frente y la boca. El pelo llovido, entero y recto en las puntas hace más evidentes estos aspectos, mientras que las ondas los suavizan y equilibran.

Para generar movimiento, opta por un corte en dos o tres capas que no supere la altura de los hombros y rebaja las puntas para que no queden rectas. Un look casual y levemente despeinado te hará ver mucho más joven.

Además, evita siempre el flequillo pesado y voluminoso, por el contrario pídele a tu peluquero que te recorte uno muy ligero sobre las cejas y levemente inclinado a un costado.

Recuerda secarte el pelo y peinarte con un cepillo redondo y ancho para arquear la caída. Si tienes el rostro muy angular, esta opción es ideal para ti.

Media melena entera para combatir el frizz

La humectación es una de las mejores armas para combatir el frizz -uno de los signos más claro del envejecimiento del cabello- pero no la única. Evitar el entresacado y los cortes muy rebajados es fundamental para disminuirlo ya que potencian el efecto de estática.

Lo más conveniente es un corte con dos capas enteras a la altura del mentón y con un flequillo largo hasta las orejas. Si tienes el rostro redondeado debes recortarlo un poco menos y evitar la simetría.

El pelo largo no es recomendable ya que las puntas tienden a abrirse y a resecarse.

Capas escalonadas para devolver el volumen

Si antes tenías mucho más pelo y una textura de mayor grosor y ahora notas que tu volumen disminuyó notablemente, no te alarmes, es un signo típico de la edad que puede solucionarse fácilmente.

Lo esencial es cortarlo a la altura del mentón o, si te animas, unos centímetros más arriba. Este corte es perfecto para quienes tienes ojos grandes ya que permite resaltarlos.

Nunca dejes que el pelo crezca por debajo del mentón porque se achatará en las raíces y perderá el poco volumen que posee. Opta por capas escalonadas dado que abultan el cabello y nunca te lo planches o alises químicamente.

Y para terminar, agrega un flequillo por debajo de las cejas y comienza a disfrutar de tu melena.

Rizos cortos y asimétricos

Si toda tu vida luchaste contra ellos con planchas y secadores, es hora de que disfrutes de todo su volumen y movimiento con un corte por encima del mentón de forma asimétrica.

Esto quiere decir que la nuca debe quedar casi descubierta mientras que el frente un poco más largo -puede ser a la altura de la nariz o la boca-. Este look queda bien en casi todo tipo de rostro dado que alarga y adelgaza el cuello. Es ideal para definir los rizos con un peinado prolijo, sumamente moderno y elegante.

Destaca tu flequillo

Si tu pelo está muy dañado y le falta vitalidad, opta por un corto extremo de pocos centímetros que te devolverá la fuerza y renovará radicalmente tu estilo. Para que tu rostro no quede tan al descubierto y tus rasgos tan marcados, aliviana el corte con un flequillo hacia el costado bien desmechado y más largo que el resto del pelo.

Es recomendable para casi cualquier tipo de cabello, pero no favorece a quienes poseen facciones muy redondeadas ¿Te animas a rejuvenecer con este cambio radical?


Tu preferencia es nuestra principal motivación, si te gustó esta nota, ayúdanos a compartirla