Fideos con pollo de Singapur



Ingredientes

Tiempo de preparación: 16 minutos, más tiempo de marinado
Raciones: 4 porciones

350 gramos de filetes de Muslo de Pollo sin piel, cortados en lonchas

2 cucharadas de Salsa de Soya clara

1 cucharada de Azúcar lustre

1 cucharadita de Aceite de Sésamo

2 cucharadas de Salsa de Ostras

2 cucharadas de Vinagre de Vino de Arroz

3 cucharadas de Aceite Vegetal

4 Cebollas Verdes, cortadas en rodajas gruesas

2 dientes de Ajo, cortados en rodajas

1 cucharadita de Raíz de Jengibre fresca rallada

300 gramos de Fideos Hokkein frescos

50 gramos de brotes de Soja Guindillas Rojas cortadas en rodajas, para adornar

Preparación

Pon el pollo en un cuenco. Añade la salsa de soya, el azúcar y el aceite de sésamo y remueve bien. Tápalo y déjalo marinar a temperatura ambiente fresca durante 15 minutos.

Cuela el pollo y reserva la salsa marinada. Añade a ésta la salsa de ostras y el vinagre de vino de arroz y ponla a un lado.

Calienta la mitad del aceite vegetal, en un wok o una sartén grande, hasta que comience a humear. Añade el pollo y sofríelo a fuego rápido durante 2 o 3 minutos, hasta que esté ligeramente dorado. Retíralo de la sartén con una espumadera.

Calienta el resto del aceite en la sartén, agrega las cebollas verdes, el ajo y el jengibre y sofríe a fuego rápido durante 1 minuto. Vuelve a poner el pollo en la sartén con los fideos y la salsa marinada, y remueve bien durante 2 minutos, hasta que esté bien mezclado y caliente.

Añade los brotes de soja, remueve y sírvelo en boles con rodajas de guindilla roja.

Beneficios

A nivel nutricional los muslos de pollo, aportan a nuestro organismo sodio, calcio, hierro; vitaminas A, C, B3 y B12. Todos estos necesarios para el buen desarrollo y funcionamiento de nuestro organismo.


Tu preferencia es nuestra principal motivación, si te gustó esta nota, ayúdanos a compartirla