Lo que NO debes comer antes de realizar un vuelo largo



Estos son los alimentos que deberías rehuirle si es que te vas a embarcar en un vuelo de más de cuatro horas.

Refrescos

Tienen varias repercusiones negativas: provocan flatulencias, irás más veces al baño, ocasionan acidez y eructos. Situaciones que no quieres pasar en un avión, ¿verdad?

Picante

Evita las irritaciones en el estómago y vejiga y abstente de la comida con picante.

Papas fritas

Las grasas saturadas que se encuentran en este -suculento- alimento pueden provocar acidez, lo que resultaría en un vuelo sumamente incómodo.

Alcohol

Quizás quieras calmar tus nervios con un par de copas, pero ten en mente que el alcohol deshidrata. Ya que el aire en el avión también puede provocar deshidratación, te estarás enfrentando a un doble problema (piénsalo como una resaca por dos).

Hamburguesa

Resiste a la carne roja pues es muy difícil de digerir. También podría estancarse en el tracto digestivo y llegar a despedir un olor corporal desagradable.

Café

Te mantendrá en vela durante todo el vuelo. Si no es tu caso y la cafeína no te afecta, recuerda que el café es diurético, por lo que probablemente te la pases de ida y vuelta al baño.

Ajo

Sé considerado con tu compañero de vuelo y por favor, no comas ajo antes de un transatlántico (sobre todo si sueles dormir con la boca abierta). Además de mal aliento, a medida que se absorbe en el torrente sanguíneo, el ajo puede provocar olor corporal.

Manzanas

Esta fruta, que se destaca por tener una textura fibrosa, no es tan fácil de digerir como piensas. ¿Qué puede ocurrir si las comes antes de un vuelo? Dolor estomacal.

Chicles

Destapa los oídos, sí. Te brinda un aliento fresco, sí. Sin embargo, a medida que uno traga más aire, los gases se acumulan en el estómago. Esto provocará una sensación de hinchazón en el vientre.

Fuente: www.esquirelat.com


Tu preferencia es nuestra principal motivación, si te gustó esta nota, ayúdanos a compartirla