Te decimos cada cuándo cambiar estos objetos de uso diario



De acuerdo con un estudio realizado por el Consejo de Higiene Global con sede en Reino Unido, los trapos de cocina están más sucios que la manija del inodoro.

¿Sabías que estos trapos reúnen seis veces más bacterias que la cadena del inodoro? El estudio también reveló que podían llegar a contener algunas bacterias letales como la E. Coli.

CEPILLOS DE DIENTES

Con el cepillo de dientes suceden muchas cosas porque además de que con el uso diario las cerdas van perdiendo fuerza y su eficacia es menor, pueden dañar las encías y ocasionar infecciones. Intenta cambiarlo al menos cada 3 meses.

PEINES Y CEPILLOS

¡Guarda más bacterias de las que creías! Toma en cuenta que cuando tú cepillas el pelo después de un largo día en la calle, es obvio que tienes bacterias y se quedan en las cerdas. Debes lavarlo 2 veces al mes con agua caliente. De lo contrario puede ocasionar hongos, daños en el cuero cabelludo e incluso caspa.

BRASSIERE

Aunque te parezca que está oculto o lo protege la ropa que llevas encima, el sudor va ocasionando que guarde más bacterias. Si no lo lavarás diario, al menos debes procurar orearlo después de que lo uses, así evitarás que guarde esa humedad que es poco perceptible.

TOALLAS DE BAÑO EN GENERAL

No importa si son tuyas o de tu hijo, debes lavarlas una vez cada semana sin importar la cantidad de veces que la hayas utilizado. Procura ponerlas a secar al rayo del sol para matar las bacterias que podrían quedarse en la tela.

PROTECTOR SOLAR

Claro, compras uno muy bueno en descuento pero lo vuelves a usar ¿dos años? Ok, olvídalo! Aunque lo mantengas cerrado guardará bacterias que pueden ocasionar irritación en la piel e incluso infecciones cutáneas.

SALEROS

Según recientes estudios, un salero que no ha tenido arroz para evitar la humedad debe cambiarse al menos cada 3 meses. Si los lavas con frecuencia y los mantienes en buen estado, pueden durar más tiempo.

ESPONJA PARA EL BAÑO

No, no importa que esté en el baño y creas que con el agua se mantendrá limpia. La esponja es de uso personal y debes cambiarla de mínimo cada 3 meses.

ESPONJA PARA TRASTES Y TRAPOS DE COCINA

Si no tienes un lavaplatos, no te sientas mal. Seguro estas esponjas te han salvado la vida muchas veces pero debes cambiarla cada mes o cada 15 días, porque por la cantidad de residuos con los que está en contacto podría transmitir bacterias que se extenderán a los platos e incluso podrías llegar a sufrir problemas o infecciones gastrointestinales.

FILTRO DE AGUA

Sabemos que es algo muy práctico y que facilita tanto la vida como el balance económico, pero debes cambiarlo al menos cada 5 meses porque como su misión es reducir los contaminantes y patógenos, pero podría dejar de filtrar y ocasionarte infecciones de todo tipo.

RECIPIENTE PARA JABÓN DE MANOS

Si es de plástico y te resulta más sencillo rellenarlo, debes tomar en cuenta que los antisépticos con alcohol van perdiendo efectividad ya que el alcohol se evapora y eso ocasiona que sea menos efectivo.

Fuente: www.bbmundo.com


Tu preferencia es nuestra principal motivación, si te gustó esta nota, ayúdanos a compartirla