Beneficios de la cebada.

Descubre por qué es uno de los mejores cereales para deportistas.



No hay que subestimar los poderes de la cebada. Además de ser uno de los cereales más cultivados en el mundo, con reminiscencias del Antiguo Egipto, Grecia y Roma (utilizada para elaborar pan), actualmente su uso principal es el de la producción de cerveza, una de las bebidas más populares de nuestro tiempo. Así que no tengas duda de que es uno de los cereales más presentes en la dieta humana.

Pero además de ser un gran aliado en el aperitivo y el tapeo, las cervezas pueden incluirse en las dietas de los aficionados al running, que no dudan en beber una cerveza 0,0 después de correr para recuperar la hidratación y refrescarse. En su composición las cervezas 0,0 son ricas en hidratos de carbono simples y complejos, vitaminas del grupo B y antioxidantes, lo que la convierten en una opción a tener en cuenta para después de entrenar. En los lineales ya hay incluso opciones como la cerveza 0,0 isotónica, que, por su isotonicidad, ayuda a que la reposición de la hidratación y parte de la energía consumida tras el ejercicio sea mucho más rápida.

Intestino y colon

Al ser una fuente de fibra, la cebada mantiene el cuerpo libre de toxinas. Cuando la ingerimos, actúa como alimento para las bacterias buenas del intestino grueso. Su fermentación en el organismo favorece la formación de las células intestinales.

Por otro lado, favorece la buena salud del colon. Como ayuda al buen funcionamiento del intestino, facilita el movimiento fecal y mantiene el estómago limpio, lo cual reduce los riesgos de padecer cáncer de colon y hemorroides.

Osteoporosis

El fósforo y el cobre que contiene la cebada aseguran la buena salud ósea. Para las personas con osteoporosis es recomendable el consumo de jugo de cebada pues contiene 11 veces más cantidad de calcio que la leche. También contiene magnesio, esencial en la formación de los huesos.

Sistema inmunológico

Aunque parezca increíble, la cebada contiene el doble de vitamina C que la naranja. Este nutriente fortalece el sistema inmunológico y reduce las oportunidades de pescar un catarro o gripe. Otros minerales presentes en la cebada, como el hierro y el cobre, son un excelente apoyo para la formación de hemoglobina y glóbulos rojos.

Elasticidad de la piel

El selenio se encuentra en la cebada en cantidades, lo cual favorece la elasticidad de la piel y la protege de los daños causados por los radicales libres.

Arterioesclerosis

La arterioesclerosis es una enfermedad en la cual las paredes de las arterias se engrosan debido a la acumulación de materiales grasos como el colesterol. La cebada contiene niacina (del complejo vitamínico B), que regula los niveles de colesterol y de lípidos grasos en el organismo, minimizando los riesgos de padecer trastornos cardiovasculares.

Las mujeres que ya pasaron la menopausia y presentan hipertensión, colesterol alto o alguna enfermedad cardiovascular deberían consumir cebada al menos 6 veces por semana.

Nutrientes que aporta:

100 gramos de cebada perlada cocida (son 131 kilocalorías) contienen aproximadamente

  • 7,5% de la CDR de vitamina B1
  • 15,6% de la CDR de selenio
  • 12,8% de la CDR de vitamina B3
  • 9,5% de la CDR de hierro
  • 8% de la CDR de zinc, vitamina B6 y folato
  • 7,7% de la CDR de fósforo
  • 5,8% de la CDR de magnesio
  • 2,3 g de proteína
  • 0,44 g de grasa total
  • 27,5 g de carbohidratos
  • 3,8 g de fibra

Tu preferencia es nuestra principal motivación, si te gustó esta nota, ayúdanos a compartirla